Para acabar el año, la crónica de lo que ha hecho la CIC el 2013

CRÓNICA DEL AÑO 2013. Dónde estamos y hacia dónde vamos

COOPERATIVA INTEGRAL CATALANA. Diciembre de 2013
Introducción

Introducimos en este texto una descripción del camino recorrido durante el 2013 por la Cooperativa Integral Catalana, partiendo de donde estamos y hacia dónde vamos.

Este año hemos continuado con la consolidación del proceso de autoorganización de la CIC. La planificación de las prioridades estratégicas para 2013, junto con la elaboración del presupuesto común1 con las previsiones económicas para este año, fueron el punto de partida que acordamos colectivamente a las XXX jornadas asamblearias celebradas en enero en Can Biarlu.2

En este año la CIC ha asignado y redistribuido unas 20.000 unidades monetarias mensuales, tanto en euros como en ecobàsics,3 en necesidades y prioridades comunes. Hay que remarcar la consolidación de nuestra propia economía, que nos ha permitido cubrir las necesidades de las personas, comisiones y proyectos vinculados al ámbito común de la CIC.

La consolidación de las fuentes de autofinanciación a través de la red de proyectos autónomos (socios autónomos) y la actividad económica, que desarrollan hacia fuera, la desobediencia económica colectiva al IVA, además del crecimiento cuantitativo general de socios, nos han permitido ampliar la economía común de la CIC. Igualmente, continuamos trabajando para continuar diversificando estas fuentes de cara al 2014.

Actualmente, ya formamos parte de la CIC alrededor del 1.700 socios (individuales y colectivos), de los cuales unos 500 son de proyectos autónomos. Mientras tanto, se mantiene un ritmo de unas 2-3 altas diarias4 y se han registrado algunas pocas bajas en estos 3 años y pico.

La moneda social, el ECOcoop,5 también empieza a enriquecer este fondo común, principalmente a través de los socios autónomos que han aportado unas 1.500 unidades durante los últimos meses del año. El uso y la presencia de la moneda social continúa su progresión, principalmente en el ámbito del abastecimiento y de los intercambios llevados a cabo de manera descentralizada, con la consolidación también de la herramienta de comunicación CIC- Intercanvis.6 [Ved el Anexo con las estadísticas sobre moneda social en el CES de la CIC.]

La red territorial se alimenta de múltiples procesos autónomos de autoorganización como son las ecoxarxes (ecoredes) a nivel bioregional (unas 15 de activas), los núcleos de autogestión local en el ámbito de los pueblos (unos 10 de activos) y el resto de proyectos comunitarios y / o colectivos por todo el territorio.

En la estrategia de priorización de ámbitos comunes cabe mencionar el sistema público cooperativo (SPC), una propuesta autogestionaria para articular sistemas de autoorganización para el bien común (realmente públicos), que nos permitan abastecernos y cubrir nuestras necesidades vitales, al margen del Estado y del mercado. Cada uno de los ámbitos de la SPC se coordina y dinamiza a través de las correspondientes oficinas, espacios de trabajo asamblearios autónomos e interdependientes al proceso asambleario común.

La organización a nivel interno se articula en comisiones de trabajo, las cuales dinamizan los diferentes ámbitos comunes, mantienen las herramientas comunes y coordinan la haciendo red a diferentes niveles. Como ocurre con las oficinas, las comisiones son de carácter abierto y establecen una relación de interdependencia y autonomía en base a los principios y acuerdos comunes que ejecutan cotidianamente.

Actualmente, las comisiones activas con una dinámica de trabajo consolidada son: acogida, Comunicación y Difusión,7 Informática y Telecomunicaciones, Gestión Económica, Jurídica, Proyectos Productivos, Coordinación y Necesidades básicas vitales.

Esto significa que más de 30 personas con asignación de recursos comunes están implicadas de forma estable a la CIC, con compromisos y responsabilidades asumidas, repartidas en las diferentes comisiones internas y las oficinas del sistema público cooperativo. Los encuentros de comisiones y oficinas se han consolidado durante este año, estableciendo reuniones de trabajo común cada 6 meses, una en primavera y otra en otoño.

De cara al 2014 continuaremos reforzando nuevos ámbitos de trabajo, activando algunas comisiones y oficinas inactivas, junto con nuevos grupos de trabajo que nos ayuden a continuar extendiendo la autogestión y la autoorganización. Entre estas prioridades hay que hacer especial mención a la creación y reforzamiento de áreas de trabajo vinculadas a la mejora de dinámicas internas en la gestión de conflictos y en las relaciones humanas en general.

Nuestro proceso asambleario es de carácter abierto y mantiene desde la práctica cotidiana del imaginario del consejo abierto.8 Este proceso se asienta sobre las jornadas asamblearias monográficas que celebramos mensualmente y las asambleas permanentes que celebramos cada 15 días (los domingos la que coincide con jornada asamblearia y los lunes la otra).

La dinamización de nuestras asambleas no es un proceso sencillo, por su carácter abierto, por las diferencias entre las personas, así como por la complejidad de llegar a acuerdos a través del consenso en el marco del bien común. En todo caso, seguimos el aprendizaje vivo a través de la práctica asamblearia, generando nuevos sistemas de relaciones equitativas basadas en los principios de igualdad en la toma de decisiones. Un reto importante para el próximo año será la consolidación de la dinamización del proceso asambleario sobre las bases que hemos establecido en la práctica durante estos más de tres años.

Este mes de diciembre celebramos la XL Jornada Asamblearia, más de tres años y medio desde que se empezó a articular el proceso de autoorganización de la CIC, en la primera Jornada Asambleària.9 Barcelonès, Alt Penedès, Baix Camp, Osona, la Garrotxa, Maresme, Baix Llobregat, Conca de Barberà, Pallars Jussà, Pallars Sobirà, la Selva, Garraf, Anoia, Vallès Occidental, Vallès Oriental, Solsonès, Segrià, Pla de l’Estany, Baix Empordà, Terra Alta y Tarragonès son las comarcas en las que hemos estado presentes con jornadas asamblearias en este periodo. Hemos recorrido parte de Catalunya construyendo este proceso a través de jornadas monográficas de debate y de reflexión, acordando las líneas de acción estratégicas autogestionarias sobre las experiencias vivenciales que hemos construido.

Ver la crónica completa en la web de la CIC:
http://cooperativa.cat/es/que_ha_hecho_la_cic-en_2013/

This post is also available in: Catalán, Francés

Speak Your Mind

*